Circo de Kazán

Ilnar Tukhbatov/TASS

En el año 1890 en el lago Bannoe (intersección de la calle Chernyshevskogo y Dzerzhinskogo) los fundadores del circo nacional ruso, hermanos Dmitriy, Akim y Petr Nikitiny construyen el edificio de madera del circo.

En el año 1924 se convirtió en estatal, y en el año 1928 aquí construyeron un nuevo edificio de madera, que fue nombrado en conmemoración al octavo aniversario de la República Socialista Soviética Autónoma Tártara. Tan solo en 1961 el circo, que ya se encontraba muy envejecido, fue cerrado y luego se quemó incendiado.

En 1967 junto al Kremlin se construyó un nuevo edificio de hormigón armado sobre 289 vigas – por su forma son dos fuentes en forma de cocha bien cerradas, gracias a las cuales el circo es parecido a un plato volador con una altura de 23 metros y un diámetro de 65 metros. El proyecto de los arquitectos Uzbek Alparov, Valentina Panova y Gennadiy Pichuev es interesante por el hecho de que el circo ha sido construido sin el empleo de columnas que sostengan la cúpula del circo, con dos arenas, asimismo con instalaciones accesorias, situadas en el mismo circo, y no sobre su territorio. El proyecto fue galardonado con una medalla de oro, plata y bronce de la Exposición de Logros Económicos de la URSS, y su diseño se exhibió en 1982 en la feria internacional en Leipzig.

Desde 1969 en el circo 19 años trabajó un grupo de circo tártaro, hoy en día aquí dan funciones en gira elencos de Moscú y otras ciudades. En 1996 se inauguró la Escuela republicana de circo para niños, donde estudian jóvenes acróbatas, malabaristas, equilibristas y bailarines. Cuatro de sus alumnos guadrados trabajan en el "Circo del Sol".