Templo de la Santa Cruz

Egor Aleev/TASS

Católicos – alemanes y habitantes de los países del Báltico, principalmente funcionarios y artesanos, – aparecieron en Kazán en el siglo XVIII. La parroquia católica fue fundada en 1835 – en aquel momento la comunidad creció también debido a los polacos, que se trasladaron a estas tierras después de la anexión por parte de Rusia del Reino de Polonia. Sin embargo, las misas se llevan a cabo en edificios reconstruidos – en un antiguo teatro, casas de vecindad.

En el año 1855 comenzó la construcción de la iglesia católica en base al proyecto del arquitecto de la comisión de construcción de edificios y caminos de Kazán, el luterano Alexander Peskov. El modesto edificio fue santificado el 1 de noviembre de 1858 en conmemoración a la fiesta de la Exaltación de la Santa Cruz. Se instaló en las afueras de la ciudad de aquellos tiempos, en la esquina de la calle Lyadskaya y el campo Arskiy.

La iglesia ha cambiado mucho, cuando en 1905 por decreto de Nicolás II "Sobre el fortalecimiento de los principios de la tolerancia religiosa" se levantaron las restricciones al aspecto exterior de las iglesias no ortodoxas. En ese momento el edificio requería reparación, en la fachada aparecieron grietas y se pudrieron las vigas del techo. El nuevo proyecto fue diseñado por el ingeniero Lev Khrschonovich, durante el proceso de reparación la iglesia fue ampliada y decorada. En 1927 la iglesia fue cerrada, en la misma se instaló el laboratorio de la Universidad Técnica Estatal de Kazán, y la parte principal fue ocupada por un tubo aerodinámico. Hoy en día dicho edificio, situado en la calle Tolstoy, puede ser identificado por sus pináculos, la fachada del mismo fue seriamente reconstruida.

Después de casi 70 años, en 1995, en Kazán reapareció la parroquia católica. Inicialmente las misas se organizaban en la capilla de las "Pasión de Cristo", situada en el cementerio de Arsk. En 1999 la Alcaldía de Kazán entregó a la parroquia un nuevo terreno, situado en el centro – en la esquina de las calles Ostrovskiy y Aydinova, donde se inauguró una nueva iglesia en agosto del 2008. En la base del proyecto de construcción de un edificio con colores celestes se encuentra la arquitectura del antiguo templo, los mismos son increíblemente similares. En uno de su nicho se encuentra una estatua de Juan Pablo II. Los vitrales del templo fueron elaborados por artistas de Kazán, y los iconos, que representan el Camino de la Cruz y la cruz en sí – por polacos de Wadowice, la ciudad natal de Juan Pablo II.

El orgullo especial de ésta iglesia es la estatua de la Virgen de Fátima. Santificada especialmente para Rusia, la habían traído en secreto aún 1971 a Moscú, pero luego se decidió guardarla en la ciudad de Washington hasta mejores tiempos, en el templo de "La Inmaculada Concepción de la Virgen María", bajo la tutela del Apostolado Mundial de Fátima. El 13 de septiembre de 2008 la estatua regresó al país.

A partir del 14 enero de 2009 en el oratorio derecho de la iglesia se guarda una partícula de la Santa Cruz del Señor, traída en el año 1700 desde Roma, – un regalo de la diócesis alemana de Dresden-Meissen. También aquí se almacena una gota de sangre del Beato Papa Juan Pablo II.

Desde el año 1997 en la iglesia celebra misas un argentino de Córdoba, el padre Diógenes Urquiza. A Rusia él llego aún en 1995.