Monumento a Musa Dzhalil

Egor Aleev/TASS

El Monumento a Musa Dzhalil, situado en la plaza junto a la torre Spásskaya del Kremlin, fue instalado el 3 de noviembre de 1966. Los autores de la estatua de ocho s son el escultor Vladímir Tsigal y el arquitecto Lev Golubovsky.

El poeta tártaro Musa Dzhalil nació en 1906. Con el comienzo de la Gran Guerra Patria, el secretario ejecutivo de la Unión de Escritores de la República Socialista Soviética Autónoma de Tartaria Musa Jalil se fue al frente y en el año 1942 fue gravemente herido en el pecho, fue hecho prisionero, donde se unió a la Legión Idel-Ural (una subdivisión de Wehrmacht, reunida de los tártaros, bashkirios, chuvachos, mordvinos, mari, udmurtos) y organizó en él un grupo clandestino junto con el agente de los servicios de inteligencia Gainan Kurmashev y otros militares. Al presentar discursos en campos de concentración alemanes, él unía grupos de antifascistas, reclutaba nuevos miembros, organizaba fugas de presos. En agosto de 1943 Dzhalil y diez miembros del grupo fueron detenidos, y ejecutados el 25 de agosto de 1944 en la cárcel Ploetzensee en Berlín. Al mismo tiempo, en la Unión Soviética al poeta se lo consideraba como un traidor y cómplice del enemigo. Su destino póstumo fue cambiado por los versos del Moabita, los cuales fueron entregados a la Unión de Escritores por los ex-prisioneros de guerra y miembros de la resistencia. Las primeras líneas de los cuadernos de Dzhalil fueron publicadas en la revista Nuevo Mundo en 1953 –desde ahí comenzó el proceso de rehabilitación pública del poeta: En 1956 se le concedió póstumamente el título de Héroe de la Unión Soviética, y en 1957 recibió el título de laureado del Premio Lenin.

El bajorrelieve con los nombres de otros miembros del grupo – Gaynan Kurmashev, Abdulla Alisha, Fuat Sayfulmulyukov, Fuat Bulatov, Garíf Shabaev, Akhmet Simaev, Abdulla Battalov, Zinnata Khasanova, Akhat Atnashev y Salim Bukharov – apareció en 1994, 50 años después de la ejecución.