Novoslobodskaya

Nikolay Galkin/TASS

La última obra del gran Aleksey Dushkin, como siempre, es sorprendente la solución elegante de la iluminación de laestación . Dado que la "Novoslobodskaya" es profunda, a 40 metros bajo tierra, para apoyar la bóveda no es suficiente un conjunto de columnas estrechas, y se requierenpilones  gruesos y masivos. Para liberar el espacio de la sensación de "opresión" Dushkin ideó  insertar en los pilones revestidos de mármol claro de los Urales vidrieras de colores y ocultar parte de la iluminación detrás de ellos. Resultaba como  una gruta subterránea, una montaña de gemas de como en los cuentos de Pavel Bazhov. Hoy en día la estación se enciende mucho más brillantez que en el proyecto de Dushkins, pero que el encanto de sus vidrieras no se pierde. Las vidrieras fueron elaboradas con vidrio de color en Riga, que se almacenaba en la catedral de la ciudad, y representan un tejido fantástico de flores, plantas y estrellas. En varias vidrieras hay medallones que representan a personas de profesiones intelectuales - arquitecto, geógrafo, pintor, ingeniero, músico y agrónomo, y al final del pasillo se encuentra el panel esmaltado "Paz en todo el mundo" por el artista Pavel Korin: una madre con un niño en los brazos. Novoslobodskaya se convirtió en un himno a la vida pacífica creadora y su vestíbulo masivo en estilo ántico con un  pórtico de columnas también está incluido en el registro de la herencia cultural.