Blacksmith Irish Pub

Alexander Zelikov/TASS

Mesas desgastadas y pesadas sillas forjadas (por algo el pub se llama de "Herrería"), metal negro de la chimenea antigua, enormes ventanas, como en una herrería real. Es espacioso, pero al mismo tiempo acogedor. Durante la semana, los plasmas de 55 pulgadas transmiten las grabaciones de los conciertos de rock, los domingos - documentales de The Beatles, The Doors, Rolling Stones y otros rockeros, y en los días de los campeonatos de fútbol, ​​por supuesto, sólo eso muestran. Los fines de semana, las bandas intervienen en vivo y el bar se pone a bailar.

El baile es estimulado por el menú del bar: más que todo hay whiskies y cócteles, pero la cerveza no es mucha, en cambio puede complacer a todo el mundo, las variedades más famosas: dunkel Tennent's, stout doble de chocolate Young's, "Guinness", "Bombardier", ale Caffrey's y sidra Magners. Desayunar aquí después del baile también es bueno: hay un "Desayuno superabundante" con huevos revueltos, rosbif abundante, tostadas, papas fritas y hojas tímidas de lechuga.