Poklonnaya gora

Mikhail Dzhaparidze/TASS

Es una colina al oeste de Moscú, en los siglos XIV-XIX sirvió a los viajeros como un mirador natural. Se cree que las personas cuyo camino iba del el oeste o hacia el oeste, se detenían aquí para saludar la ciudad majestuosa. Una colina similar existía en aquel período en la zona de la actual carretera de Yaroslavl, pero en el siglo XX allí se construyeron  casas. En la colina Poklonnaya le daban la bienvenida a los invitados importantes que llegaban a Moscú desde el oeste, aquí, en 1812, Napoleón esperó en vano  que le trajeran las llaves de la ciudad. Actualmente la colina Poklonnaya es una gran zona de paseo con fuentes y el complejo conmemorativo Parque de la Victoria. En el Parque de la Victoria se encuentran el Museo de la Gran Guerra Patria, un monumento a los héroes de la Primera Guerra Mundial, un monumento al perro de querra, Museo memorial del Holocausto con una sinagoga, un jardín de lilas plantado para el 70 aniversario de la Victoria, y el museo al aire libre del equipo bélico. La colina Poklonnaya es un lugar de eventos oficiales solemnes y conmemorativos, paseos masivos de pueblo, aquí vienen los recién casados, aquí se reunen los rollers. En invierno en la colina Poklonnaya preparan un  patinadero, durante la Navidad, Maslenitsa y Pascuas organizan bazares divertidos.