Casa de Chernovaya

Mijail Mordásov/TASS

Con esta mansión perfectamente conservada, se relaciona una interesante historia romántica. El exitoso comerciante Piotr Paramonov, hijo de una influyente y millonaria familia de mercaderes de Rostov, tratando de conquistar a una popular actriz, en aquellos tiempos, de teatro callejero, creó una generosa atracción sin precedentes. El caballero enamorado se dirigió a famoso arquitecto de Rostov Nikolay Doroshenko y le pidió el proyecto de un edificio, que no debió ser parecido a ninguna de las construcciones que existían, en la ciudad, en aquel tiempo. Hacia el año 1899 el pedido de Paramonov fue realizado, el corazón de la bella dama fue conquistado, ella se traslado a esta verdadera obra del eclecticismo, ubicado en una de las calles centrales de Rostov del Don - Bolshaya Sadovaya. 

Aquí sucedían lujosas recepciones, cantaba Fiodor Chaliapin, leía poemas Nikolay Gumilev. La historia de la casa después de la revolución no es muy romántica. A principios de los años 2000 el edificio se encontraba en condición de destrucción, pero después de la restauración adquirió el aspecto antiguo. Hoy en la casa se encuentra la filial de un banco comercial grande.