Green line

Un restaurante ceremonioso,  con  manteles blanco, ubicado en un hotel. Sirven platos comprobados de la cocina rusa y no solo estos: tostadas con caviar rojo, frisuelos con salmón, spring-roll con gambas, ensalada  "Stolichni", solianka, carne de cerdo en salsa de manzana con coñac. Tiene poca bebida alcohólica, pero hay vinos de todo tipo y la clásica fuerte – whisky, ron, tequila, vodka, cognac. El menú infantil  presenta, además de patatas fritas y pastas conocidas,  gulien y canapé.